La morosidad hipotecaria desciende a niveles de 2013.

El saldo de préstamos hipotecarios centrados a la adquisición de vivienda se coloca al cierre de 2015 en 25.557 millones de euros, un 4.8% de los 531.256 millones de euros que suma el total, según el Banco de España.

La rebaja de la mora hipotecaria comenzó el primer semestre de 2014, situándose en el 6.2% y concluyó el año con una cifra alentadora como es el 5.85%. Por lo que tras más de un año bajo la misma tendencia descendente, y según los datos ofrecidos por el Banco de España, puede comenzar a ser considerada como una tendencia estable.

Por otro lado, la deuda del sector promotor e inmobiliario con respecto a las entidades bancarias, también desciende y se sitúa en un 27.5%, 37.230 millones de euros en préstamos morosos de una cartera de 135.190 millones de euros. Se trata de un dato positivo si se tiene en cuenta que durante el último trimestre de 2014 el porcentaje era de un 36.2%, lo que suponía 54.430 millones de una cartera crediticia valorada en 150.317 millones de euros.

Fuente: Europa Press